Just-in, el pequeño quillo de los barrios bajos, se cruza con un tío que le debe dinero por una historia de drogas. Just-in lo acorrala en el ascensor muy decidido a arreglar el asunto aquí y ahora. El tío tendrá que pagar la deuda con su cuerpo y se encuentra de rodillas, con el rabo del chungo en la boca. Tendrá que saldar la deuda con dolor, sobre todo cuando el quillo le mete la polla en su culito apretadito, para follárselo contra la pared. Un vídeo de quillolandia que no te puedes perder, por MenOboy.

Mp4 standard
Mp4 mobile

Con Just In, Manuel Castellano De la película P’TITE FRAPPE N°2, producido por MenOboy y dirigido por Ludovic Pelletier